jueves, 20 de noviembre de 2008

Perrito peruano sin pelo

Al caer la tarde los perros sin pelo se toman un respiro
Horas de disputa por mis restos inflan sus costados
y sin perderse de vista se tumban bajo un árbol
y se lamen intranquilos sus heridas

Llevan mordiéndose desde la mañana sin parar
a todos les faltan partes y pellejo hay a quienes faltan
orejas y patas pero su lucha no acaba
porque lamentablemente no alcanzo para todos

Si solo hubiera sido más grande
o si los perros hubieran sido menos
pero de tanto morderse su hambre se ha calmado un poco
y se siguen lamiendo solitos
tomando un segundo aire antes de seguir la pelea

Perrito peruano sin pelo
perrito chino
hambriento perrito calato
no te comas mis manos todavía porque quiero acariciarte

Perrito de mi infancia mírame
no me importa que seas tú el que se coma mi cuerpo
cuando te acercas veo a mi hermano menor decirme otra vez
“es el perrito de paso peruano”

Y entonces te quiero y te perdono

Y siento que por fin me voy a conocer en tus dientes de leche

6 comentarios:

  1. al comienzo no me gusto mucho, y me dio miedo, pero despues se volvió muy tierno y dulce. Ese perrito calato tuyo debe haber sido bien bonito. La niñez ay¡ la niñez¡

    ResponderEliminar
  2. Mierda, está duro el poemita ah. Como que quita la sganas de regalarle nada a Obama. Ivan.

    ResponderEliminar
  3. Hombre, el poema es genial. Para mi gusto el segundo verso podría ser menos directo, más figurado y sugerente, y sería perfecto, pero: ¿qué sé yo de poemas?

    Me ha encantado y esa parte final me hace pensar en una mano de infante, en un niño inocente que no llega a comprender lo que pasa y se pierde en la contemplación del perro..

    ESta parte sencillamente me encanta

    hambriento perrito calato

    no te comas mis manos todavía porque quiero acariciarte

    ResponderEliminar
  4. Gracias amigos por los comentarios, definitivamente, son un exceso. Tengo algunos otros sobre graciosos animalitos que iré subiendo de cuando en cuando. Saludos.

    ResponderEliminar
  5. que venga esa fauna, hace rato que se hacen esperar. saludos, Fernando.

    ResponderEliminar