jueves, 28 de agosto de 2014

Día 61




Para qué sirve mi rostro si no puedes verlo
Para qué este mi lado izquierdo
Que oye tus sueños
Como un rumor de mar que no me arrulla

Necesito tus ojos de nuevo vivos
Para que mi cuerpo deje de vagar con las sombras
Para que tu boca me busque a tientas
Y no me bese
Porque es temprano y en la mañana
Mi saliva es amarga

Mis manos son sólo una palabra entre miles  
Fuera de este lugar junto a tu ombligo
Donde calientas y das vida
Sin apenas moverte o despertar

Cierro mis ojos para oír tus sueños
Pero marchan lejos
Sombra incompleta que es un murmullo

De una sombra que no hemos visto


miércoles, 27 de agosto de 2014

Día 60



Se borran sus brazos y piernas
Su espalda con manchas
Puntos y rayas
Como un alfabeto dormido

Alguien nos escribe desde otro lado
O nos sueña pero con palabras
Que son remedos de palabras

Nos dijimos cosas al oído
Como verdades a tientas
Nos quisimos dormidos
Sin pensar en la mañana y sus urgencias

Y tu olor a mandarina
Y a trabajo del campo
Era intenso y ni aun así
Despertábamos del todo

Pero esas frases y palabras se borran
Alguien las corrige en algún lugar
Y parece que nos queda solo
El revés de las palabras

Quiero soñar contigo pero
En el sueño estás despierta
Y me observas dormir  

Son nuestras sombras
Las que casi nos dicen algo
Pero por ahora
Temen despertarnos

Y callan